Un botiquín de viaje

Un botiquín de viaje

un botiqín de viaje
Cuando hacemos la maleta para irnos de viaje, intentamos meter todo lo que pensamos que necesitaremos. Es decir, ropa de verano, de invierno, botas, zapatos, bikinis, camisetas, y como diría mi chica, “los por si”. Es decir, por si llueve, por si hace calor. Pero alguna vez te has parado a pensar que también hay que hacer una botiquín de viaje cuando nos vamos a ir de nuestra ciudad. Recuerdo mi último viaje que acabamos en una Farmacia en Marbella intentado solucionar un caso de conjuntivitis.

En caso de sufrir algún accidente aunque no revista gravedad, hay que tener a mano un botiquín con lo preciso, ya que puede hacer que un agradable día de vacaciones se convierta en un toda una pesadilla. Ahora bien, antes de ponerte a hacerle, hay que hacer una serie de preguntas.

Viajas solo o en grupo, y en este caso, cuántas personas lo componen? Van ancianos o niños, porque en este caso, este colectivo necesita unas características concretas.
¿Cuál es el destino y la duración del viaje? Ya que no es lo mismo viajar durante dos días, o por ejemplo viajar al extranjero que al lado de casa.

Qué actividades harás, ¿esquiar, montar en bici, excursiones a pie? Ya que podría pasar algo si hacemos actividades de riesgo.

¿A qué distancia te encontrarás de un centro médico o una farmacia? Como os decía, yo en mi último viaje tuve la suerte de encontrarme una parafarmacia en Marbella, y se me solucionaron los problemas, pero a veces no es tan fácil.

Vamos con los componentes básicos que tienen que tener estos botiquines.
omponentes básicos del botiquín de viaje que te permitirán realizar una cura rápida:

  • Gasas Estériles.
  • Algodón hidrófilo.
  • Vendas de fijación elástica, tiritas, esparadrapo.
  • Tijeras de punta redonda y pinzas.
  • Agua oxigenada y alcohol 96º.
  • Toallitas antisépticas.
  • Guantes de cura estériles.
  • Antiséptico.
  • Termómetro clínico homologado.
    • Como puedes comprobar son productos de parafarmacia muy básicos que puedes encontrar com facilidad.

      Pero ojo, además de tu botiquín de viaje, debes llevar la tarjeta sanitaria y el documento de desplazados por si fuera necesario recibir asistencia médica en el lugar de vacaciones. Y atención porque si nos vamos fuera de España, necesitarás la tarjeta sanitaria europea, una gran olvidada pero que nos puede solucionar muchos problemas fuera de nuestro país, sobre todo en lo económico.

      Hay algunos detalles, como por ejemplo, la medicación de uso diario, estamos hablando de píldora anticonceptiva, las inyecciones de insulina, el inhalador para el asma, unas gafas de repuesto y los líquidos para limpiar las lentes de contacto, que son de obligatorio uso, por lo tanto no hay que olvidar. Si ves que no les puedes conseguir, tan a mano la web para comprar en parafarmacia online, porque quizás te pueda solucionar muchos aspectos.

      Por último, no te olvides de que también el botiquín tiene que estar siempre en un lugar fresco y seco, es decir, preservado del calor, la luz y la humedad. Obviamente hay que tenerlo fuera del alcance de los niños. Además, los medicamentos han de conservarse en sus envases originales, lo que facilitará su identificación, la localización del prospecto así como la consulta de la fecha de caducidad.

Deja un comentario