¡A esquiar!

¡A esquiar!

skier-999279_640

Llega el invierno y la época perfecta para hacer alguno de mis viajes favoritos: adoro el esquí. Normalmente me conformo con quedarme en Granada, Andorra o Cataluña, que no está nada mal la verdad, pero llevo dos años ahorrando para esto y lo he conseguido: me voy con esta empresa que me han recomendado a esquiar en Canadá.

Os doy envidia ¿verdad? Reconocedlo… Además, me voy en plenas navidades con mi novio y unos amigos así que vamos a pasar una nochevieja inolvidable. La empresa a la que os he redireccionado por si os interesa este viaje se llama Ski Rocosas y son especialistas en organizar viajes para esquiar a Estados Unidos y a Canadá así que no podríamos estar en mejores manos la verdad. Lo organizan todo, desde el vuelo de ida hasta el más mínimo detalle del alojamiento, así que nosotros no tenemos que preocuparnos de nada, sólo disfrutar.

Está claro que este tipo de viaje no se puede hacer todos los años, ni siquiera cada dos porque hemos tenido que renunciar a muchísimas cosas para poder ahorrar el dinero. Por ejemplo, no hemos ido al cine desde que decidimos empezar a ahorrar. SI vamos de cena nos conformamos con algún kebab o alguna hamburguesería barata y eso de irte de cervezas por ahí lo hemos abandonado por hacernos loa aperitivos en casa siempre.  Y eso son sólo detalles porque he dejado de comprarme ropa, se me rompió el móvil y opté por uno de segunda mano, y llevo meses sin ir a la peluquería. Tonterías, sí, pero que grano a grano me han ido dando el dinerito necesario para este viaje pero que si te paras a pensar no puedes abandonar por siempre. No puedes dejar de ir al cine para siempre, ni de cena, ni a tomarte una cerveza, ni dejar de comprarte ropa o de ir a cortarte el pelo de vez en cuando.

Lo que pasa es que a mí me ha merecido la pena porque llevo soñando con este viaje desde mi adolescencia, concretamente con esquiar en Whistler. Todo viene de una película que vi de una familia que se iba a esquitar esa estación y quedé maravillada con las pistas y el paisaje así que espero no decepcionarme.

Whistler es una estación ubicada al norte de Vancouver en Columbia Británica, Canadá. Es un resort magnífico, de hecho está considerado el más grande de Norteamérica dedicado al esquí. La población estable en la villa de Whistler es de unos 14.000 habitantes pero más de dos millones de personas visitan anualmente el lugar así que su población incrementa en temporada notablemente. Normalmente empieza a finales de noviembre, por estas fechas, y acaba a finales de abril o mayo, luego ya permanece cerrada hasta noviembre otra vez y se rigen normalmente por las condiciones de luz así que suelen abrir sobre las 8:30 de la mañana y cerrar sobre las 16:00 de la tarde, más o menos. Luego por la noche he leído que hay mucha vida nocturna y muchísimos restaurantes así que también tiene su encanto cuando se esconde el sol. Estoy deseando que llegue la fecha en la que cojamos el vuelo. Ya os contaré a la vuelta.

Deja una respuesta